viernes, 30 de octubre de 2015

Panellets


Aunque ahora casi todos celebramos Halloween y, miremos donde miremos, sólo vemos momias, zombies, brujas y demás especímenes fantasmagóricos, no podemos olvidarnos de nuestra cultura y de la celebración clásica de Todos los Santos. Recuerdo que en mi casa, por estas fechas, no faltaban los buñuelos con crema pastelera de mi abuelo Pepe (algún día pondré la receta en el blog, prometido) y algún que otro dulce típico.

Desde hace tiempo tampoco faltan en mi casa los panellets, típicos de Cataluña para celebrar el día de todos los santos o castanyada. Los probé hace varios en Barcelona (yo soy de Bilbao, pero mi hermana vive allí y procuro ir de visita siempre que puedo) y me encantaron, así que no tardé ni medio minuto en pedirme a mi cuñado la receta (la de su familia, porque con los panellets pasa como con otros tantos dulces, que en cada casa se preparan de una manera distinta). Para quienes no conozcáis los panellets, son unos dulces hechos con una masa de almendra, similar al mazapán, y luego se añaden distintos sabores y frutos secos. Son muy muy fáciles de hacer y están deliciosos, además, como hacemos de varios tipos distintos hay para todos los gustos. Hoy nosostros vamos a hacer de piñones, coco, almendra, avellana y chocolate. Suena bien, ¿verdad? Pues no me enrollo más: estos son los ingredientes que vamos a necesitar.


Para el mazapán:
  • 250 gramos de almendra molida
  • 125 gramos de azúcar
  • 1 huevo
 
Para las distintas variedades de panellets:

  • Una yema de huevo
  • Un puñado de piñones
  • Un puñado de almendra picada
  • Un puñado de avellanas peladas
  • Una cucharada de cacao en polvo sin azúcar
  • Coco rallado (unos 40 gramos aproximadamente)


Vamos a comenzar preparando la receta base de todas las variedades de panellets, el mazapán de almendra. Es muy sencilla, ya veréis. En un bol ponemos la almendra molida junto con el azúcar y añadimos en huevo. Amasamos, con una cuchara o directamente con las manos, hasta tener una masa homogénea y manejable. Como vamos a hacer panellets de cinco variedades distintas, separamos la masa en cinco partes iguales.

Para hacer los panellets de chocolate, añadimos el cacao a una de las masas y amasamos hasta que se integre totalmente. Hacemos bolas del tamaño de una castaña, más o menos, las aplastamos ligeramente con un tenedor y las colocamos sobre la bandeja del horno (cubierta con papel vegetal o con una lámina de silicona).

Para los panellets de coco, pesamos la masa y añadimos la mitad de su peso de coco rallado (es decir, si la masa de mazapán pesa 100 gramos, añadimos 50 gramos de coco). Mezclamos bien, cogemos bolas de masa y les damos forma de cono. las colocamos en la bandeja junto a los panellets de cacao.


Los panellets de avellana son los más sencillos: sólo tenemos que hacer bolitas con el mazapán, coronarlas con una vaellana entera y pintarlas, con ayuda de una brocha, con un poco de yema de huevo. Las dejamos en la bandeja.

Por último, vamos a hacer los panellets de piñones y de almendras. Cogemos porciones de mazapán y las rebozamos totalmente con los frutos secos (a los de piñones les damos forma redondeada y a los de almendra ovalada). Los ponemos en la bandeja y los pintamos con yema de huevo.

Ya tenemos preparadas nuestras cinco variedades de panellets, sólo nos queda hornearlos. Metemos la bandeja en el horno (precalentado a 190 grados con calor arriba y abajo) y horneamos durante más o menos diez minutos, hasta que los panellets se doren ligeramente. Los sacamos del horno, dejamos que se enfríen y ya podemos disfrutar de nuestros panellets. ¡Bon profit!


Algunos consejos:
  • Yo suelo hacer estas variedades, pero si alguno de los sabores que os muestro no os gusta, no lo hagais. Podéis hacer muchas más variedades a parte de las que os enseño aquí: de café (como los de chocolate, pero sustituyendo el cacao por nescafé), con membrillo, con fruta escarchada...
  • Las formas que os indico son sólo consejos, dejad volar vuetra imaginación y hacedlos como queráis. Si tenéis niños en casa van a disfrutar mucjo ayudandoos, ya veréis.
  • Para conservarlos, guardadlos en una lata o recipiente hermético.


Como os decía, desde hace varios años estos panellets no pueden faltar por estas fechas en mi casa. Están riquímos, tienen un sabor a almendra súper intenso y cada uno tenemos nuestra variedad favorita (a mi me pierden los de coco y los de piñones). Animaos a hacerlos y acordaos de mandarme una foto para que pueda ver lo ricos que os quedan. Por último, os recuerdo que podéis seguir el blog en Facebook, Twitter e Instagram, los enlaces están justo aquí a la derecha. ¡Hasta la próxima receta!

3 comentarios:

  1. Merhabalar, kurabiyeleriniz çok güzel görünüyor. Ellerinize sağlık.

    Saygılar.

    ResponderEliminar
  2. Me llevo uno de cada, o dos, jejejeje!! Una rica muestra!!un beso

    ResponderEliminar

Gracias por visitar Mrmlada y dedicar un minuto a dejar tu comentario. Si tienes alguna duda o sugerencia, no dudes en ponerte en contacto conmigo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...